El planeta, nuestra casa común, se encuentra en situación muy grave. La principal causa de esto somos los seres humanos, por nuestro comportamiento consumista, egoísta, insostenible y destructivo que ha influenciado y acelerado el cambio climático.

 

Cuidar la casa común es una obligación, de este cuidado depende su supervivencia, la supervivencia de los seres vivos y nuestra propia supervivencia. Aún estamos a tiempo de cambiar esta situación, como lo dice Francisco I: "el ser humano todavía es capaz de intervenir positivamente. Como ha sido creado para amar, en medio de sus límites brotan inevitablemente gestos de generosidad, solidaridad y cuidado" (LS, 58).

 

OBJETIVOS:

  • Fomentar las actividades de convivencia, participación y trabajo colaborativo.
  • Identificar la problemática que concierne al calentamiento global y de qué manera afecta a nuestro planeta.
  • Concientizar a la comunidad educativa sobre el cuidado y respeto a nuestra casa común (Oikos).